Política de cookies

Le informamos que utilizamos cookies propias y de terceros para ofrecerle un mejor servicio, de acuerdo con sus hábitos de navegación. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede consultar nuestra Política de Cookies aquí.

ACEPTAR
Americas Europe Asia and the Pacific Middle East and North Africa Africa Mapa del mundo

Búsqueda de noticias

Noticias Notas de Prensa Un hito histórico vergonzoso: Un millón de niños refugiados debido a la crisis de Siria

Un hito histórico vergonzoso: Un millón de niños refugiados debido a la crisis de Siria Imprimir

© ACNUR/O.Laban-Mattei. Esta niña refugiada en el campo de Za'atari, en Jordania, es una del millón de niños sirios que se han convertido en refugiados a causa de la guerra.
© ACNUR/O.Laban-Mattei. Esta niña refugiada en el campo de Za'atari, en Jordania, es una del millón de niños sirios que se han convertido en refugiados a causa de la guerra.
GINEBRA/NUEVA YORK, 23 de agosto de 2013 – Cuando la guerra en Siria vive ya su tercer año, acaba de alcanzarse otro triste récord: un millón de niños sirios se han visto obligados a huir de sus hogares y convertirse en refugiados.

“Este millón de niños refugiados no representa sólo otro dato estadístico más”, señaló Anthony Lake, Director Ejecutivo de UNICEF. “Se trata de un niño o una niña real que ha sido arrancado de su hogar, quizá hasta separado de su familia, y que ha sufrido horrores que nosotros no podemos comprender plenamente”.

“Todos deberíamos compartir la vergüenza”, añadió Lake, “porque aunque trabajamos para aliviar el sufrimiento de las personas afectadas por esta crisis, la comunidad internacional no ha cumplido con su responsabilidad hacia a estos niños. Deberíamos pararnos un momento y preguntarnos honestamente si podemos continuar fallándoles a los niños y niñas de Siria”.

“Lo que está en juego no es ni más ni menos que la supervivencia y el bienestar de una generación de seres humanos inocentes”, indicó António Guterres, Alto Comisionado de ACNUR. “Los niños, niñas y jóvenes de Siria están perdiendo sus hogares, sus familiares y su futuro. Incluso después de haber cruzado una frontera en busca de seguridad, estos menores están traumatizados, deprimidos y necesitan urgentemente una razón para mantener la esperanza”.

Los niños y niñas constituyen ya la mitad de los refugiados del conflicto de Siria, según datos de las dos agencias de Naciones Unidas. La mayoría ha llegado al Líbano, Jordania, Turquía, Irak y Egipto. Asimismo, cada vez son más las personas y familias sirias que huyen al norte de África y a Europa.

Los datos más recientes muestran que unos 740.000 niños y niñas sirios refugiados son menores de 11 años.

En Siria, según la Oficina del Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Derechos Humanos, el conflicto ya ha dejado un saldo de unos 7.000 niños y niñas muertos. ACNUR y UNICEF estiman que más de 2 millones de niños sirios se encuentran desplazados en el interior de Siria.

Los trastornos físicos, el miedo, el estrés y los traumas vividos que padecen muchos niños y niñas constituyen sólo una parte de la crisis humanitaria en Siria. Tanto ACNUR como UNICEF destacan también las amenazas que se ciernen sobre los niños y niñas refugiados, tales como el trabajo infantil, el matrimonio precoz, la explotación sexual y la trata de personas. Más de 3.500 niños en Jordania, Líbano e Irak han cruzado las fronteras desde Siria solos o separados de sus familias.

Ante una crisis de tal magnitud, ACNUR y UNICEF prestan apoyo a millones de niños, niñas y familias mediante la mayor operación de ayuda humanitaria de la historia.

En el marco de esa campaña, por ejemplo, más de 1,3 millones de niños y niñas refugiados y de las comunidades de acogida en países vecinos han sido vacunados contra el sarampión este año gracias al apoyo de UNICEF y sus socios. Unos 167.000 menores refugiados han recibido asistencia psicosocial, más de 118.000 niños han podido seguir recibiendo educación escolar o no estructurada, y 222.000 personas han recibido suministro de agua.

ACNUR ha registrado en total a un millón de niños y niñas, que de esta manera cuentan con una identidad personal. La Agencia de la ONU para los Refugiados también posibilita que los bebés nacidos en el exilio obtengan partidas de nacimiento, evitando que los recién nacidos se conviertan en apátridas. ACNUR también garantiza que todos esos niños, niñas y familias cuenten con alguna forma de cobijo.

Sin embargo, ACNUR y UNICEF afirman que aún queda mucho por hacer. El Plan de Respuesta Regional para los Refugiados sirios, que solicita 3.000 millones de dólares para dar respuesta hasta diciembre de este año a las graves necesidades de los refugiados, sólo ha recibido el 38% de los fondos requeridos.

Ante la crisis siria, se han realizado llamamientos por más de 5.000 millones de dólares orientados a satisfacer las necesidades urgentes en materia de educación, atención sanitaria y otros servicios para los niños sirios, así como para los niños y niñas de las comunidades de acogida. Es necesario invertir más recursos en el establecimiento de redes sólidas que ayuden a identificar a los menores refugiados en situación de riesgo y brindarles apoyo, así como a las comunidades locales que les acogen.
Sin embargo, para dar respuesta a las necesidades de los niños y niñas afectados, se requiere más que un aumento de los fondos disponibles.

Es necesario que, al mismo tiempo que se redoblan los esfuerzos para alcanzar una solución política a la crisis en Siria, las partes en conflicto detengan sus ataques dirigidos contra la población civil y pongan fin al reclutamiento de menores. Se debe garantizar que los niños, niñas y sus familias puedan salir de Siria sin peligro y las fronteras permanezcan abiertas para que puedan cruzarlas de manera segura.

Finalmente, ACNUR y UNICEF afirman que aquellos que incumplan estas obligaciones establecidas en virtud del Derecho Internacional Humanitario deberán responder por sus acciones.

Donaciones para la emergencia en Siria:

Llamando al 902 218 218 o entrado en eacnur.org/siria


Comparte esta página con: